miércoles, 8 de abril de 2009

Apenas un punto de vista...

La mentira no es mas que una verdad ideal.
Prueba de ello son las innumerables posturas políticas, religiosas y culturales alrededor del mundo; para ser honestos un individuo asume que practica lo verdadero y lo afirma acusando de falso al opuesto más cercano.

La transmisión de emociones entre individuos requiere de grandes dosis de mentira al principio, puesto que la suma de ellas despeja el camino para darle paso a la mayor de las verdades: el estado de felicidad que va mas alla de lo individual.

(A propósito de la mentira, tema propuesto por Orlairis Mijares)

5 comentarios:

Amio Cajander dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Amio Cajander dijo...

Que gran reflexión!

Dean dijo...

El que miente necesita falsear la verdad para dar una imagen diferente de la que realmente tiene. No está conforme consigo mismo y en lugar de mejorarse auténticamente se oculta tras una máscara o disfraz inconsistente. Luego es la más grande muestra de inseguridad y si llega a traer algun tipo de felicidad será desde luego una felicidad coja (como la mentira misma).

Duncan de Gross dijo...

Es una buena reflexión. La mentira muchas veces actua como un mecanismo de autodefensa del propio cerebro, que a veces, acaba creyéndose dicha fabula incluso sabiendo que es mentira: tan mala puede ser la mentira como la verdad absoluta... ;-)

Anónimo dijo...

Interesantes conclusiones encuentro en vuestros comentarios. Prueba de las bondades de compartir lo que se piensa es la perfeccion de lo que alguna vez pensamos, bien para asirla con mas fuerza o abandonarla.

Publicar un comentario en la entrada

Cuéntanos los que quieras

 
Copyright 2009 Proyecto blog. Powered by Blogger Blogger Templates create by Deluxe Templates. WP by Masterplan